Montaña

Montaña

Cualquiera que sea el tipo de bici de montaña que necesites: Trail, Enduro, Cross Country, doble suspensión, aluminio o carbón, nosotros te tenemos cubierto. La búsqueda de tu nueva bicicleta de montaña comenzará aquí.

Mostrando 1 - 24 de 30
More filters

Comprar bicicletas de montaña debe comenzar por determinar cuáles son tus necesidades. ¿Qué tipo de senderos estarás rodando? ¿Necesitas una bicicleta de campo traviesa ultraligera o una que baje cualquier montaña? La búsqueda de tu nueva bicicleta de montaña comenzará aquí. Las bicicletas de montaña vienen en una amplia variedad de recorrido de suspensión, selección de componentes, material del cuadro y muchas más opciones. Algunos tipos populares de bicicletas de montaña son:

Bicicletas Trail y All-Mountain

Si bien existe cierto debate sobre el rango de viaje exacto definido por las bicicletas Trail y All-Mountain, WeRbikes definimos esta categoría como bicicletas de montaña que tienen un recorrido de suspensión entre 120 mm y 160 mm. Las bicicletas Trail y All-Mountain tienden a ser algunas de las bicicletas más versátiles disponibles. Las bicicletas de montaña en esta categoría están diseñadas para abordar casi cualquier sendero, ya que son lo suficientemente livianas y ágiles como para subir cualquier montaña y tienen una geometría progresiva que permite realizar descensos muy agresivos.

Bicicletas Cross Country o XC

Están diseñadas para realizar largas distancias (Marathon) y competencias especificas de XC, cuentan con características de ser livianas, muy ágiles y ayudar a obtener el máximo rendimiento de su capacidad para escalar montañas. Estas bicicletas pueden ser rígidas (sin suspensión trasera) o de doble suspensión. Las bicicletas de Cross Country o XC tienden a tener un recorrido de suspensión más corto normalmente de 90 a 120mm, lo que ayuda a mantener el peso bajo.

Bicicletas Gravel o Downhill

Se llaman bicicletas de gravel porque están diseñadas para ir cuesta abajo de la manera más rápida y extrema posible. Las bicicletas de gravel tienen 170 mm o más de recorrido de suspensión y tienden a centrarse más en las necesidades de los extremos descensos que en el ahorro de peso en la selección de componentes. Estas bicicletas cuentan con geometría muy especifica para el descenso por lo que no están diseñadas para subir montañas ni para largos recorridos que impliquen mucho pedaleo.